La noción de violencia simbólica juega un rol teórico central en el análisis de la dominación en general, hecha por Pierre Bourdieu, quien la considera indispensable para explicar los fenómenos vinculados al control y en particular al control patriarcal. Por consiguiente, se hace necesario comenzar el análisis en torno al tema reflexionando sobre la relación que existe entre violencia estructural y simbólica con la legitimidad y reproducción del control patriarcal y sus expresiones en las tipologías de la violencia.

Cualquier reforma al sistema jurídico cubano debe estar acompañada de una estrategia de género, armónica e integrada, que contribuya a eliminar estereotipos machistas muy arraigados, incluso, entre quienes imparten justicia, concluyó una investigación doctoral defendida en La Habana.

Todavía queda mucho para que el acoso se visibilice, se perciba como expresión machista y se comprendan sus implicaciones para las mujeres, junto a otros desafíos de la sociedad cubana frente a la violencia de género. 

La conmemoración del Día Internacional para la Eliminación de Violencia contra la Mujer fue resultado inicial de un acuerdo tomado por las participantes en el 1er Encuentro Feminista Latinoamericano y del Caribe, que se llevó a cabo en Bogotá en 1981 y aceptó la solicitud de la delegación de República Dominicana para rendir homenaje, de esa manera, a las hermanas Mirabal: Minerva, Patria y María Teresa y con ellas a las muchas mujeres en el mundo víctimas de la violencia en todas sus formas. La fecha fue reconocida en 1999, en la Asamblea General de la Organización de Naciones Unidas (ONU), como el Día Internacional de no más Violencia Contra las Mujeres, enmarcado dentro de la campaña de las Naciones Unidas por los derechos humanos de las mujeres y las niñas.

Página 1 de 119

Información adicional