Resulta difícil encontrar un ámbito de la vida que no haya sido impactado por la covid-19; la salud sexual y reproductiva se incluye en esa larga lista, también en Cuba.  

Margarita Montes de Oca Carmenaty es estudiante de quinto año de Medicina en la Universidad de Ciencias Médicas de Santiago de Cuba, a 860 kilómetros de La Habana. Desde hace tres días pasa sus jornadas en un centro de aislamiento para contactos de personas positivas al nuevo coronavirus, ubicado en la Facultad de Medicina número dos de su ciudad.

Cuba vive su tercera y más severa ola de la pandemia de SARS-CoV-2, con la cifra más alta de casos positivos desde marzo de 2020 y un incremento en la población juvenil y pediátrica.
Autoridades sanitarias y gubernamentales han reforzado medidas para contener la propagación de la enfermedad, que en esta nueva escalada se expande por todas las provincias del país.

Prohibido aún en gran parte del Caribe, el aborto sigue siendo demanda central de movimientos feministas y de mujeres de la región, confirmaron activistas de Cuba, República Dominicana, Haití y Puerto Rico en el panel virtual “Derecho al aborto en el Caribe: cuatro realidades”, el pasado 22 de septiembre, desde la plataforma Todas en Facebook.

Página 1 de 30

Información adicional