Cuba vive su tercera y más severa ola de la pandemia de SARS-CoV-2, con la cifra más alta de casos positivos desde marzo de 2020 y un incremento en la población juvenil y pediátrica.
Autoridades sanitarias y gubernamentales han reforzado medidas para contener la propagación de la enfermedad, que en esta nueva escalada se expande por todas las provincias del país.

Proyectos diversos en favor de los derechos de personas LGBTI (lesbianas, gays, bisexuales, trans e intersexuales) se han activado en Cuba para llegar con ayuda a grupos vulnerables, en medio de la pandemia.

La pandemia del nuevo coronavirus ha develado la situación estructural de precariedad, pobreza y desigualdad de la comunidad LGBTI+ (lesbianas, gays, bisexuales, trans, intersexuales y más) en Latinoamérica, señalaron activistas de la región durante un foro virtual.

El principal obstáculo para la integración social de las personas trans en Cuba está en los vacíos de políticas específicas que respondan a sus necesidades, intereses y aspiraciones, reconoció Mariela Castro, directora del Centro Nacional de Educación Sexual (Cenesex), durante la 5ta Conferencia Científico-metodológica de esa institución, el pasado 20 de febrero.

Página 1 de 6

Información adicional