Helen Hernández Hormilla

Helen Hernández Hormilla

hormilla@gmail.com

Lunes, 09 Febrero 2015 15:43

A play on women's sexuality

The play Vaginas was opened last month at the Bertold Bretch Theater, under the project Women: a Source of Creation.

Actor and director Osvaldo Doimeadiós adapted the play by American feminist Eve Ensler, incorporating autobiographical experiences of local actresses Monse Duany, Yordanka Ariosa, and Linnett Hernández.

El silencio prejuicioso que aún persiste sobre ciertas zonas de la sexualidad femenina se trastorna con Vaginas, una obra teatral presentada el mes de enero en el Café Teatro Bertold Bretch de la capital cubana, por el proyecto "Mujeres, fuente de creación".

Sobre la exitosa obra Monólogos de la vagina (1996), de la feminista estadounidense Eve Ensler, el actor y teatrista Osvaldo Doimeadiós versionó escenas y añadió conflictos más cercanos a la realidad de las cubanas, apoyado en sucesos autobiográficos aportados por las actrices Monse Duany, Yordanka Ariosa y Linnett Hernández.
"El texto original -traducido a 45 idiomas y representado en más de 120 países- se ha representado en muchos lugares del mundo con éxito, pero casi siempre desde el circuito más comercial del teatro y con escenas algo distantes para Cuba", explicó a SEMlac el director.

Por un camino de tierra húmeda, bordeado de follaje y modestas casitas de madera, se llega al hogar de Yamilé Puentes, donde próximamente funcionarán una peluquería, un centro de lavado y un taller de manualidades gestionados por mujeres del barrio La Cidra, en el municipio de Baracoa, en la oriental provincia cubana de Guantánamo, a 993 kilómetros de La Habana.

La promotora cultural se animó a emprender ese espacio creativo y de servicios, sin precedentes en la comunidad rural de 25 kilómetros cuadrados y casi 150 personas, como alternativa para mejorar los ingresos familiares y de otras 15 vecinas.

La curiosidad por transformar elementos con la mezcla de sustancias fue el motivo por el cual Gisela Blanco Ramírez se hizo ingeniera química, hace 22 años, en su natal provincia Holguín, a 735 km de La Habana.

De esa vocación por la alquimia sacó las ideas para encauzar la minindustria de conservas de alimentos "Sí se puede", ubicada en el municipio habanero de Centro Habana, que en ocho años pasó de ser un local ruinoso con producciones deficientes a la rentabilidad y crecimiento actuales.

Martes, 23 Diciembre 2014 21:49

Maestra santiaguera crea marca de conservas

Santiago de Cuba, diciembre (SEMlac) Luego de jubilarse con 42 años de servicio como educadora de personas con discapacidad, Rosa La Rosa Echevarría acaba de estrenar su propia marca de alimentos en conserva: Maroja.

Parecería inverosímil si se visita la cocina diminuta de su apartamento, a cuatro pisos del suelo, en uno de los modestos barrios obreros de esta ciudad oriental, ubicada a más de 700 kilómetros de La Habana, donde desde hace más de una década ensaya recetas de cocina para prolongar el estado de los alimentos con los más diversos métodos.

Los conflictos históricos que implica ser transexual en Cuba robaron la atención del público en el 36 Festival del Nuevo Cine Latinoamericano (4-14 de diciembre), con los estrenos de los largometrajes Vestido de novia, de Marilyn Solaya, y Fátima o el parque de la fraternidad, del también actor Jorge Perugorría.

Tanto la transexual reasignada que defiende el derecho de ser una mujer común en la pieza de Solaya, como la travesti dispuesta a lograr su sueño de artista, en la de Perugorría, abren a la gran pantalla el universo interior de grupos tradicionalmente excluidos y marcados por la violencia transfóbica.

El territorio aparentemente neutro de las redes sociales de internet alberga inequidades de género, según constató una reciente investigación en los perfiles de Facebook de estudiantes de la Facultad de Comunicación de la Universidad de La Habana.

En su tesis de licenciatura en Comunicación Social, Ariel López Fernández analizó el imaginario de género que mujeres y hombres jóvenes expresan en sus biografías virtuales y concluyó que estas mantienen vigentes supuestos tradicionales y hegemónicos, que van quebrándose, pero con lentitud.

"My boyfriend began to call me up often to find out where I was. I initially thought his behavior was typical of a person truly in love," said a 30-year-old communication specialist who asked not to be identified.

"We finally broke up last year; I could no longer take it," she added.

De matemática a productora de conservas, agroecóloga y permacultora. Así ha sido el trayecto de Nilda Iglesias Domecq, una profesora universitaria que no rehúye a humedecer diariamente sus manos en el surco, cuando se trata de alimentar a su familia.

En los momentos difíciles supo sacar la savia del emprendimiento. Cuando enviudó hace 12 años y quedó sola a cargo de su hija adolescente, echó mano a lo aprendido de la abuela gallega -quien conservaba todo tipo de alimentos- y lo convirtió en su medio de vida.

Más de 2.300 niñas y niños de Cuba requirieron protección policial al ser víctimas de abuso sexual en 2013, revela el Informe sobre el enfrentamiento jurídico- penal a la trata de personas y otras formas de abuso sexual (2013), que divulgó el Ministerio de Relaciones Exteriores del país hace dos semanas.

El dato resume 1.036 casos detectados de abuso lascivo, 553 de corrupción, 365 violaciones, 191 de ultraje sexual, 57 de pederastia y 29 de estupro, consumados contra el 0,09 por ciento de la población infanto-juvenil de la isla ,que suma más de dos millones 260.000 menores de 16 años.

Información adicional